Lo que hace años sonaba exótico y extraño, hoy en día está completamente integrado en nuestra dieta. Una de las cosas buenas que nos ha traído el siglo XXI es la posibilidad de degustar comida de otros países, otras culturas y poder disfrutar de los sabores únicos de cada región. No hace mucho, hablar de guacamoles, hummus o tabulé sonaba a marcianada, mientras que actualmente los podemos encontrar en la mayoría de cartas de restaurantes (y en nuestros menús saludables a domicilio). Un ejemplo de ello es esta receta de tabulé de trigo sarraceno con solomillo de cerdo, una auténtica delicia muy fácil de preparar y que a cada bocado es un paseo por el medio oriente. ¿Te lo vas a perder?

Ingredientes para el tabulé de trigo sarraceno con solomillo de cerdo

  • Solomillo de cerdo, 600 gramos
  • Zanahoria, 150 gramos
  • Trigo sarraceno, 240 gramos
  • Cebolla roja, 100 gramos
  • Aceite de Oliva Virgen Extra, 32 gramos (5 cucharadas)
  • Sal fina, 4 gramos
  • Pimienta negra, 4 gramos
  • Especie Sujuk, 4 gramos

Receta de tabulé de trigo sarraceno paso a paso

  1. Como siempre hacemos con todas nuestras recetas, antes de encender el fuego, lo primero es preparar todos los ingredientes que vamos a necesitar.
  2. Pulimos el solomillo quitándole el exceso de grasa que pudiera tener y lo cortamos en dados de aproximadamente 1 centímetro.
  3. Pelamos la zanahoria y la cortamos en dados de 5 milímetros.
  4. Pelamos la cebolla e, igualmente, la cortamos en dados de 5 milímetros.
  5. A continuación, sazonamos el solomillo con aceite y con las especies sujuk.
  6. Ahora sí, ponemos una olla con agua y sal a hervir.
  7. Una vez haya arrancado a hervir, será el momento de poner el trigo sarraceno y dejar que cueza durante, aproximadamente 7 u 8 minutos.
  8. Pasado ese tiempo, sacamos el trigo del fuego y lo enfriamos rápidamente con agua fría para no pasarnos de cocción.
  9. Ponemos una sartén al fuego con un poco de aceite, salpimentamos el solomillo y lo marcamos por banda y banda con un fuego muy fuerte.
  10. En el mismo recipiente con el que hemos marcado el solomillo pondremos la cebolla y la zanahoria a sofreír, para que se integren todos los sabores.
  11. Una vez sofritos estos ingredientes, será el momento de añadir el solomillo y el trigo sarraceno y mezclar bien todos los ingredientes.
  12. En este punto, será el momento de rectificar de sal si fuera necesario.
  13. Para terminar de sazonar, añadiremos un poco de aceite y de especies sujuk al gusto.
  14. ¡Y ya está listo para ser servido y disfrutar!

Qué es el trigo sarraceno

Hay alimentos que, no se sabe muy bien porque, son grandes desconocidos para el gran público a pesar de sus beneficios. Del mismo modo, sin ninguna razón aparente, se ponen de moda y todo el mundo los busca. El trigo sarraceno es uno de estos casos, un producto milenario que se cultiva desde hace siglos que ha pasado desapercibido durante mucho tiempo y que ahora está cobrando fuerza.

El trigo sarraceno, que también se conoce como alforfón o trigo negro. Es un grano duro que suele comercializarse como cereal y que goza de gran versatilidad culinaria. No obstante, la realidad es que no es un cereal (y tampoco es sarraceno). Se trata de un pseudocereal que no comparte familia con los cereales y que no tiene gluten, una de las razones por las cuales se busca tanto a día de hoy.

Aunque a día de hoy se pueden encontrar cultivos en casi cualquier zona del mundo, principalmente se concentran en Asia y Rusia, que es el mayor productor. ¿Quieres conocer todos los beneficios del trigo sarraceno o alforfón? A continuación te los detallamos:

  • Tiene un índice glucémico muy bajo ya que la mayoría de los hidratos son almidones. Por otro lado, nos aporta una buena cantidad de fibra. 
  • Nos aporta mucha cantidad de vitaminas, especialmente del grupo B.
  • Al ser una gran fuente de flavoinoides, destaca por su acción antioxidante.
  • También nos aporta minerales, entre los que sobresalen el potasio y el magnesio.
  • En el trigo sarraceno encontramos todos los aminoácidos esenciales, algo que no pasa en los frutos secos y cereales.
  • La proteína del trigo sarraceno es de un alto valor biológico.

Qué es un tabulé

El tabulé es una ensalada que procede de oriente medio que es especialmente adecuada para los meses de verano, ya que su textura y sabor son muy refrescantes. Tradicionalmente, el tabulé se hace con bulgur, que es un trigo partido que también utilizamos en algunos platos de Welthy. Pero también se puede elaborar con cuscús o con trigo sarraceno -como en esta receta-.